7 razones por las que tu pareja niega el afecto + qué hacer al respecto

¿Se siente ignorado o rechazado por su pareja en cuanto a afecto? En este artículo, exploraremos siete posibles razones por las que su pareja podría estar negando el afecto y proporcionaremos algunas soluciones prácticas para ayudarlo a lidiar con esta situación frustrante. Si está buscando comprender mejor por qué su pareja se niega a ser cariñosa y cómo puede trabajar hacia una relación más amorosa y afectuosa, ¡continúe leyendo!

Cuando te encuentres frente a un muro de piedra emocional, puedes preguntarte qué hiciste para merecerlo.

Después de todo, negar el afecto es algo bastante cruel para tu pareja.

Apunta a nuestra necesidad innata de calidez y conexión de aquellos a quienes amamos y nos preocupamos.

Mucha gente utiliza la retención emocional hasta cierto punto, pero hay quienes recurren a ella de forma regular.

¿Por qué hacen esto? ¿Qué les hace pensar que este es el enfoque correcto?

Echemos un vistazo a algunas posibles razones.

✅ Actúe: hable con un asesor de relaciones certificado y con experiencia para que lo ayude a lidiar con una pareja que demuestra afecto. Es posible que desee probar hablando con alguien a través de RelationshipHero.com para obtener consejos de relación empáticos, específicos y genuinamente perspicaces en su forma más conveniente.

1. Simplemente no saben cómo lidiar con los conflictos de manera saludable.

Tu pareja puede negarte el afecto como una forma de lidiar con un conflicto o desacuerdo que hayas tenido.

Recurren a él porque no saben qué más hacer.

Nunca aprendieron otros métodos más saludables para resolver los conflictos inevitables que ocurren cuando dos personas se unen para formar una relación.

Y entonces toman el camino más fácil: te dan la espalda.

Realmente no se necesita mucho esfuerzo para retirar sus emociones porque pone todo el énfasis en ti para hacer las paces.

Solo tienen que mantenerse firmes hasta que haga los primeros movimientos de reconciliación.

2. Se niegan a asumir la responsabilidad de sus acciones o defectos.

Se necesita coraje para admitir que hiciste algo mal o que tienes fallas.

Se necesita mucho más coraje para admitir eso a otra persona.

Es posible que tu pareja simplemente no tenga la humildad necesaria para reconocer sus errores o defectos.

Es posible que deseen parecer perfectos o «correctos» en todas las situaciones y, para mantener esta apariencia, no considerarán la idea de que estaban equivocados.

Es lógico, entonces, que debe ser usted quien tiene la culpa, y no serán amables con usted hasta que lo admita y se disculpe.

3. Aprendieron este comportamiento de sus padres.

No todos tienen la suerte de crecer con padres que tienen mecanismos saludables para hacer frente a los desafíos inevitables que plantean los niños.

Desafortunadamente, algunos padres recurren a cosas como la retención emocional para disciplinar a sus hijos o engatusarlos para que actúen de cierta manera.

Esos niños pueden crecer pensando que así es como tratas a la gente.

Pueden convertirse en personas que niegan el afecto a sus parejas porque así lo trataban de niño.

4. Les ha funcionado en el pasado.

Independientemente del origen de este enfoque del conflicto, si lo han visto funcionar en el pasado, es más probable que lo adopten nuevamente más adelante.

Es un caso de: si no está roto, no lo arregles.

Por supuesto, solo pueden ver la efectividad de la retención emocional dentro del estrecho contexto de la situación inmediata. Se niegan a comprender el efecto más amplio que tiene en sus relaciones.

Y entonces pueden usar esta táctica en una relación tras otra, sin darse cuenta de que aleja a otras personas.

5. Sienten la necesidad de controlarlo todo.

Retener el afecto es una forma de control.

Le dice a la otra persona: “He decidido que me has hecho mal, y no voy a mostrarte mi amor hasta que me hayas pedido disculpas o me lo hayas compensado”.

Esto pone todo el énfasis en que usted tome la acción apropiada, que es su forma de controlarlo.

Si a tu pareja le gusta controlar todo en su vida tanto como sea posible, no es de extrañar que adopte el enfoque de hombro frío.

6. Quieren castigarte.

Si bien la retención emocional a menudo se usa como una forma de que una persona obtenga lo que quiere, también se puede usar como un arma.

Si tu pareja se siente agredida u ofendida por algo que has dicho o hecho, puede cortarte todo afecto para hacerte sufrir.

En su opinión, esto debería hacer que te arrepientas de tus acciones y te comportes de manera diferente en el futuro.

Pueden verlo como similar a una cadena de estrangulamiento o un collar de descargas eléctricas para corregir el comportamiento no deseado en un perro.

7. Tienen un trastorno de personalidad.

El pasado de una persona, particularmente su infancia, puede conducir al desarrollo de una variedad de trastornos de personalidad.

Algunos de estos hacen que el uso de la retención emocional sea mucho más probable.

Los narcisistas y las personas con trastorno límite de la personalidad, por ejemplo, tienen niveles más bajos de empatía y, por lo tanto, son más capaces de tener un comportamiento que cause dolor o angustia en los demás.

¿Es la retención de afecto una forma de abuso emocional?

Ahora que hemos explorado algunas de las razones por las que una persona puede negar constantemente las muestras de amor y afecto de su pareja, debemos preguntarnos: ¿es esto abuso?

Como dijimos al comienzo del artículo, muchas personas hacen este tipo de cosas. Pero ciertamente hay un rango de severidad.

Algunas personas tardan más en calmarse después de una discusión y procesar lo sucedido. Es posible que no deseen estar física o emocionalmente cerca de su pareja durante este período.

Esto no constituye necesariamente abuso emocional.

Para juzgar cuándo se convierte en abuso, hay que preguntarse lo siguiente:

– ¿Quién es la primera persona en ofrecer una rama de olivo? Si siempre eres tú y nunca ellos, es probable que sea abusivo.

– ¿Se disculpan? Incluso si por lo general eres tú quien pide disculpas primero, si corresponde y parece realmente arrepentido, es menos probable que se trate de un abuso.

– ¿Establecen períodos de tiempo específicos? Si te dicen que no van a tener sexo contigo por una semana, por ejemplo, están tratando de castigarte, y eso es abuso.

– ¿Es así como siempre tratan los conflictos? Si lo es, es muy probable que sea abusivo.

– ¿Haces cosas con las que no te sientes cómodo para apaciguarlos? Si tienes que decir o hacer cosas que preferirías no hacer, es una forma de control y es abusivo.

Si bien no siempre es blanco o negro si el abuso emocional está presente, es probable que sepa en su interior si el comportamiento que está experimentando es abusivo.

Qué hacer cuando tu pareja te niega el afecto.

Es difícil saber cómo responder a una pareja que deliberadamente retiene el afecto, el amor e incluso la intimidad física de manera regular.

Después de todo, no querrás fomentar este comportamiento retrocediendo y arrastrándote por su perdón.

Pero, al mismo tiempo, probablemente tampoco quieras involucrarte en tu propia forma de retención emocional.

Aquí hay algunas cosas que puede hacer en su lugar.

1. Elegir cómo pensar y sentir acerca de su comportamiento.

Tienes más voz sobre tus pensamientos y sentimientos de lo que te crees.

Cuando tu pareja se ha cerrado contigo debido a algo que aparentemente dijiste o hiciste, aún puedes optar por mantener una mentalidad positiva.

Requiere práctica, pero puede recordarse a sí mismo que usted es su principal fuente de felicidad y satisfacción. Lo que haga tu pareja es su elección y tu elección es no dejar que te afecte.

Una parte importante de eso es reconocer que no tienes la culpa de su elección y su comportamiento. Incluso si fuiste parte de un desacuerdo, la forma en que tu pareja reaccionó no depende de ti.

Ciertamente no mereces que te traten de esta manera; recuérdalo a menudo.

2. Continúe siendo amable y agradable con su pareja.

Una forma de llevar a casa tus pensamientos y sentimientos positivos es seguir tratando a tu pareja con el mismo cuidado y respeto que siempre tratas.

Claro, no corresponderán al principio, ni siquiera reconocerán tus acciones como amables.

Pero si les demuestra que no se verá afectado por sus tácticas de retención, eventualmente deberían comenzar a interactuar con usted.

Puede que al principio siga helado, pero a medida que pase el tiempo, las cosas volverán a la normalidad.

Probablemente nunca mencionarán el incidente, y es mejor que usted también lo deje pasar: debe decidir qué tan cómodo se siente con esta forma de resolución (o no resolución como realmente es).

3. Asumir la responsabilidad por el papel que jugó en cualquier discusión.

Si bien negar el afecto es una forma poco saludable de lidiar con el conflicto, resulta ser la forma de tu pareja.

Pero esto no te exime de ninguna responsabilidad. El hecho de que actúen de esta manera tóxica no significa que no tengas nada de qué arrepentirte.

Si dijiste o hiciste algo para contribuir a su ofensa y dolor, incluso si fue en el calor del momento, debes estar dispuesto a dar un paso al frente, admitirlo y disculparte por ello.

Puede que no los apacigüe de inmediato, pero acelerará el proceso.

Solo asegúrate de no disculparte simplemente para recuperar su afecto y atención. Si no hiciste nada malo, es mejor seguir con el enfoque del punto anterior.

4. Considere la terapia, tanto conjunta como individual.

Los profesionales certificados en salud mental y los consejeros de relaciones tienen más herramientas con las que abordar temas como la falta de afecto que cualquier artículo web puede proporcionar.

Entonces, si bien los consejos aquí están destinados a ser útiles para todos, algunas personas y parejas encontrarán que necesitan buscar la ayuda adecuada para superar sus problemas.

Un terapeuta de pareja te ayudará a ventilar tus agravios en un ambiente más seguro y productivo. Lo mismo ocurre con tu pareja.

Es posible que puedan proporcionar un marco para una resolución de conflictos más saludable y una mejor comunicación.

Tanto usted como su pareja también pueden desear buscar una terapia separada de un profesional de la salud mental.

Es posible que puedan ayudar a su pareja a encontrar la causa raíz de su comportamiento y ofrecerle formas de cambiarlo lentamente.

Y es posible que puedan ofrecerle apoyo y orientación para los problemas que el comportamiento de su pareja puede causar con su propio bienestar emocional.

5. Mire la relación más amplia.

Como discutimos en la parte anterior de este artículo, hay varias razones por las que su pareja puede optar por negarle el afecto.

Pero dependiendo de la gravedad de su comportamiento, aún puede disfrutar mucho de lo que aportan a la mesa de la relación.

Tal vez, sí, usan el afecto como un medio de control para salirse con la suya, pero en realidad son bastante cariñosos y afectuosos cuando quieren serlo.

Claro, puede que no sea la visión de Hollywood del amor o el romance, pero también puede que no signifique el final de las cosas.

Las personas son criaturas desordenadas, y algunas de ellas pueden ser bastante difíciles de tratar.

Depende de usted juzgar si los puntos buenos superan a los malos, o viceversa.

6. Si esta forma de abuso es constante y severa, déjelos.

Cuando miras la relación como un todo, es posible que encuentres muy poco por lo que estar agradecido.

No todo el mundo puede tener una relación sana y estable, y su pareja puede ser una de esas personas.

Si su comportamiento no mejora, o empeora, y tiene un impacto negativo sostenido en su autoestima y autoestima, debe considerar seriamente terminar la relación.

No les debes nada más que una separación clara y amistosa.

Su salud y bienestar emocional son más importantes que cualquier relación que tenga.

Nunca debes sentirte presionado a cambiar quién eres solo para complacer a otra persona.

Si le ha dado a la relación su mejor oportunidad y les ha dado amplias oportunidades para cambiar sus formas, esta solución final es la única opción que le queda.

También te puede interesar:

Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded


7 razones por las que tu pareja niega el afecto + qué hacer al respecto

Razones por las que tu pareja niega el afecto

1. Miedo

Es posible que tu pareja tenga miedo de mostrar afecto por temor a ser rechazado o abandonado.

2. Baja autoestima

Si tu pareja tiene baja autoestima, puede ser que no se sienta digno/a de recibir o dar afecto.

3. Problemas emocionales

Tu pareja puede estar pasando por problemas emocionales que le impiden ser cariñoso/a, como depresión o ansiedad.

4. Educación

La educación que recibió tu pareja puede influir en su percepción de lo que es adecuado o no en cuanto a mostrar afecto.

5. Cultura

La cultura en la que se crió tu pareja puede tener diferentes normas sobre la muestra y recepción de afecto.

6. Traumas pasados

Si tu pareja pasó por algún trauma relacionado con el amor o la intimidad, puede ser difícil para ellos demostrar afecto.

7. Incompatibilidad emocional

En algunos casos, simplemente pueden existir diferencias emocionales en la pareja que dificultan la muestra de afecto.

Qué hacer al respecto

Si tu pareja niega el afecto, es importante tener una conversación honesta y respetuosa para entender las razones detrás de su actitud. Una vez que se conocen las razones, se pueden tomar algunos pasos para mejorar la situación:

1. Comunica tus necesidades

Es importante que expreses tus necesidades a tu pareja de manera clara y sin culparlo/a.

2. Busca ayuda profesional

Dependiendo del motivo detrás de la negación del afecto, puede ser útil buscar la ayuda de un/a profesional.

3. Muestra afecto de manera no invasiva

Puedes intentar mostrar afecto a tu pareja de manera no invasiva, como ofreciéndole un masaje relajante o cocinándole su comida favorita.

4. Busca compromisos

En algunos casos, puede ser necesario llegar a un compromiso en cuanto a la forma de mostrar afecto en la relación.

  1. Comunicar las necesidades
  2. Buscar ayuda profesional
  3. Mostrar afecto de manera no invasiva
  4. Buscar compromisos

Deja un comentario